Propiedades curativas y aportes nutricionales de las naranjas

7 marzo, 2022
Propiedades curativas y aportes nutricionales de las naranjas

Como bien nos comentan desde naranjasaldia.es, unos profesionales reputados del sector, la naranja es bastante famosa por su alto contenido en vitamina C, el caso es que además de la propia vitamina, cuenta con más propiedades beneficiosas para el organismo.

Además, la naranja tiene grandes beneficios para las enfermedades del corazón e incluso para prevenir el cáncer.

Pensemos que la naranja es un antioxidante potente, gracias a la cantidad de vitamina C con la que cuenta, lo que ayuda a la cicatrización, reforzando el sistema inmunológico del organismo.

La naranja y su gran aporte nutricional

Además de vitamina C, cuenta con un importante aporte de hidratos de carbono, algo que sucede al contener fructosa, un azúcar se asimilación sencilla para nuestro organismo, mejorando la tolerancia a la glucosa, por lo que viene bien a los diabéticos. No hay que olvidar que dicha fruta con minerales como fósforo, calcio, magnesio y potasio.

Igualmente, la naranja tiene un elevado contenido en fibra, que la podemos encontrar como pectina, que es la fibra que se encuentre en la corteza blanca de la naranja. La fibra mejora el tránsito intestinal. Evitando estreñimiento y limpiando el tracto intestinal. La fibra sacia, por lo que es bueno para las personas que hacen dieta, evitando así que se absorba grasa y colesterol.

El ácido cítrico tiene una acción depurativa, analgésica y ayuda y de qué manera a digerir los alimentos, aliviando el dolor de estómago, eliminando residuos del cuerpo y se estimulan las funciones del páncreas y del hígado.

Las propiedades de la naranja en nuestro organismo

El colesterol bueno aumenta

La naranja tiene hesperidina, que es una sustancia de lo más beneficiosa para el cuerpo, pues aumenta el colesterol bueno y se reduce el malo.

Prevención de las enfermedades degenerativas

Aquí la vitamina C es un importante antioxidante, el cuál previene al cuerpo de muchas enfermedades degenerativas, caso de la sordera, las cataratas, pérdida de visión, etc.

Eliminación del ácido úrico y se fluidifica la sangre. La vitamina C, los minerales y demás componentes de tipo antioxidante de la naranja, lo que hacen es alcalinizar la sangre. Dicho esto, se eliminará el ácido úrico en la sangre y se fluidifica.

Evita los resfriados

El consumo de naranjas en el invierno es bueno para ayudar al organismo para la protección de resfriados. La gente piensa que al consumir vitamina C, no se toman resfriados, pero no es igual, lo que tiene esta vitamina es que protege nuestro cuerpo y lo fortalece.

Fortalece nuestros vasos sanguíneos

La naranja en este sentido tiene gran riqueza en vitamina P, que es un elemento que ayuda a fortalecer los vasos sanguíneos en el organismo.

Fortalecimiento del sistema nervioso

La naranja cuenta con vitamina perteneciente al grupo B, lo que puede aportar al organismo como un nutriente fundamental para el sistema nervioso.

Colabora a que rejuvenezcan las células del cuerpo

Como tienen tanta cantidad de vitaminas, la vitalidad de las células del cuerpo es mayor.

Alivio de los trastornos intestinales

El alto contenido de fibra insoluble, ayudando a aliviar los trastornos de carácter intestinal como puede ser el estreñimiento o la diverticulosis.

Reducción del riesgo de cáncer

El alto contenido existente en hesperidina protege los capilares del cuerpo y reduce el riesgo de cáncer.

Luchar contra la mala circulación

La naranja lo que hace es proteger al cuerpo de enfermedades cardiovasculares. De esta forma la sangre del organismo va a ser mucho más fluida. Todo esto hace que se reduzca la presión arterial y se eviten los trombos en la sangre.

Ayuda a formar huesos y dientes

El aporte en cuanto a calcio de las naranjas ayuda a que se formen los dientes y los huesos.

Es de gran ayuda para adelgazar

La naranja cuenta con potasio, agua y escasa cantidad de sólido, lo que ayuda a que se adelgace.

Luchar contra la retención de líquidos

La naranja es bastante diurética, lo que ayuda a luchar contra la propia retención de líquidos.

Durante el embarazo

Las naranjas tienen ácido fólico, que es una sustancia de lo más importante para las embarazadas. El ácido fólico ayuda al funcionamiento de las células, protegiendo al feto de enfermedades como la espina bífida.

Protección frente al infarto

El consumo de naranjas a diario lucha contra patologías como la deficiente circulación, lo que hace posible que hace que el organismo lucha contra los infartos. No olvidemos que es un alivio para la fiebre, patologías del estómago y del hígado, además de propiedades de carácter antipespasmódico, ayudan a aliviar la fiebre, los trastornos del estómago y problemas del hígado.

Deja una respuesta